En busca del lugar… en Menorca

Cala Binisafuller, Menorca

Cuan diferente somos, pese a ser el mismo país, pese a tener la misma cultura… El maravilloso encanto de Menorca, ese atemporal estado en que permanece, que permite perderse entre sus pueblos y su naturaleza, también puede darte en las narices a veces…

Me explico. Todo tiene su parte buena y su parte mala, su yin y su yang que permite un equilibrio. Venimos de Singapur, un país super cosmopolita, extra desarrollado, super tecnológico (parte buena) pero a su vez puede ser estresante y poco original. Somos conscientes que Menorca es el antítesis de Singapur, pero aún así, no ha dejado de sorprendernos lo anclado en el tiempo que puede permanecer un lugar y a veces, su gente. Y ese es su encanto… o no.

Venir de vacaciones aquí es maravilloso, puedes encontrar rincones de paz en cualquier lugar de la isla, y si quieres rock´n roll también lo hay (hasta cierto punto, esto no es ibiza).

Pero ahora se acaba el verano. Y aquí estamos Javi y yo en busca de un hogar para los siguientes 10 meses. Ardua tarea, tengo que decirlo. Mucha oferta y poca chicha.

Algo que me ha sorprendido (a mal) es que mucha gente solo quiere alquilar su piso/casa/apto a profesores, que estarán de septiembre a junio (y no les dejarán colgados) y les permitirá sacar un 500% de beneficio los siguientes 3 meses a turistas varios…

Lo entiendo. Vale, en 3 meses de verano puedes ganar lo mismo que el resto del año. Estamos de acuerdo. Pero luego no os quejéis que la isla está abarrotada de turistas y que en verano no se puede ni estar… ¿como era? ah si, la avaricia rompe el saco… crack.

A pesar de esto, parece que estamos cerca de encontrar madriguera y poder disfrutar de esto hasta el año que viene:

Cala Binisafuller, Menorca
Cala Binisafuller, Menorca

Os iremos contando…

¡Feliz semana!

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *